POLLO ES EL ÚNICO ALIMENTO QUE PRESENTA REDUCCIÓN

POLLO ES EL ÚNICO ALIMENTO QUE PRESENTA REDUCCIÓN

En diferentes distritos de Lima, el pollo ha mostrado una reducción de entre S/ 0,50 y S/ 1,00

Desde el 1 de mayo entró en vigencia la exoneración temporal del impuesto general a las ventas (IGV) al pollo, pan, fideos, huevo y azúcar, medida dispuesta por el Gobierno para ayudar a las familias más necesitadas.

Un equipo de La República recorrió los mercados de diversos distritos de Lima y pudo verificar que el pollo es el único alimento que ha presentado una ligera reducción en su precio por kilo, llegando a costar S/ 5,50 en mercados mayoristas.

En tanto, en mercados de Surquillo, Chorrillos, San Juan de Miraflores, Villa El Salvador y San Juan de Lurigancho, el precio del kilo de huevo varía entre S/ 7,20 y S/ 8,00; mientras el kilo de fideos está en S/ 5,00 y S/ 3,50; y el precio del azúcar entre S/ 3,8 y S/ 5,00. Al igual que estos alimentos, el precio del pan francés mantiene su precio de 3 por S/ 1,00.

Factores de reducción

Especialistas consultados explican que en dos semanas, en promedio, se vería una reducción en los precios finales de estos productos, ya que todavía los vendedores tienen stock; aunque, tal vez, la reducción no ocurra porque los vendedores no están obligados a reducir el precio final de los productos que ofrecen, advierte Jorge Luis Ojeda, profesor de Finanzas de la UPC.

“Esto va a tomar su tiempo. El mismo mercado se va ir ajustando”, precisa.

Otro factor que se debe considerar es que, si bien la norma señala que se debe exonerar del IGV a los insumos de estos productos, esto es solo una parte del proceso productivo. En el caso del huevo, se sigue pagando el IGV de su transporte; en el caso de la azúcar, se paga también por el agua y electricidad; todo esto tiene un costo, que lo sigue pagando el productor, explica Ojeda.

En el caso de la reducción del precio del pollo, esto podría explicarse por el stock, ya que es un alimento perecible y de alta demanda. A diferencia del pan, que si bien es un alimento de consumo diario, es probable que los productores ya tengan harina comprada y les dure un par de semanas más.

Por otro lado, Ojeda aclara que en el precio del pan la reducción es mínima, por lo que los panaderos podrían recurrir a variar el gramaje o peso del pan y hacerlos más pequeños.

Señales del mercado

Enrique Castellanos, docente de Economía de la Universidad del Pacífico, precisa que, si solo el precio del pollo ha presentado una reducción, esto puede verse explicado por otros factores y no necesariamente por la exoneración del IGV. “Si el pollo ha bajado ahora, es un efecto de la oferta y demanda, el pollo subió, por ende la gente se puso a producir más y el mercado se está nivelando”, detalla.

Agrega que en los canales de comercialización participan varios actores que pueden ir quedándose con el beneficio y finalmente no alcanza al consumidor final. En esa medida, Castellanos alerta que si en unas semanas los precios bajan es probable que no beneficie a los sectores que lo necesitan y sí a quienes tienen una mayor capacidad adquisitiva.