GENERAL CACHO PIDIÓ DURA SANCIÓN PARA POLICÍAS EBRIOS EN VÍA PÚBLICA

El último domingo en horas de la noche, la suboficial de Segunda Fiorella Sevillano Acosta fue intervenida por encontrarse en un vehículo presuntamente libando licor junto a un grupo de personas que se presume -también- serían policías. Asimismo, la agente y sus acompañantes fueron acusados de amenazar con un arma de fuego a una señora quien hizo pública la denuncia.

Los vecinos señalaron que antes de que llegue el inspector policial a dar orden al detenimiento de la jarana que realizaban en el interior de un vehículo Hummer, un efectivo policial quiso pasar de desapercibido la mala conducta de sus colegas, motivo que enfureció a los vecinos.

“Nosotros fuimos a reclamarle por el excesivo volumen de la música que escuchaban en el interior del vehículo, cuando nos acercamos ellos nos amenazaron apuntándonos con un arma. Algunos vecinos recibieron empujones por parte del grupo que se encontraban tomando bebidas alcohólicas”, relataron indignados los vecinos.

Frente a estos acontecimientos, el general del Frente Policial de Cajamarca, Luis Cacho roncal, lamentó estas acciones que cometen los efectivos policiales en pleno estado de emergencia. Además, pidió que las sanciones sean severas para los malos efectivos.

“Quiero recalcar que no habrá espíritu de cuerpo frente a estos casos. El que cometa una inconducta será sancionado penal y administrativamente. No puede ser posible que mientras algunos trabajamos hay uno o dos que hagan cosas que no les corresponde”, enfatizó el general.

Finalmente, indicó que dicho caso ya se encuentra en la Primera Comisaría, donde el doctor Dante Rafael Idrogo de la Primera Fiscalía Penal de Cajamarca, junto al fiscal militar policial y la oficina de disciplina de la inspectoría están a cargo de la denuncia para que realicen las investigaciones.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *