DEL ORDEN AL CAOS POR DESINFORMACIÓN EN CENTROS DE VACUNACIÓN

Esta vez el colegio Divino maestro, ubicado en el barrio Mollepampa, fue testigo de la aglomeración de cientos de ciudadanos que formaban largas colas para ser los primeros inoculados contra la covid-19. En la puerta del plantel educativo primaba las quejas y roces entre la población desinformada y los efectivos policiales que poco o nada podían hacer ante la presencia de un tumulto de personas.

A través del portal Portafolio Periodístico, se pudo evidenciar dos colas a las afueras de la institución educativa Divino Maestro, donde varias personas señalaron que no hay orden y que los responsables de la campaña de vacunación no respetan los horarios que comunicaron en un primer momento.

En ese sentido, la responsable y gerente de la micro red de salud Magna Vallejo, Karina Vargas explicó que esta situación se da porque muchas de las personas no respetaron el horario que le debería tocar la vacunación, y por tal motivo todos los convocados llegaron a la misma hora generando colas y aglomeración a tempranas horas de la mañana del martes.

“Estamos programando a los adultos mayores de 70 años que le toca la segunda dosis. Debo informar que desde el domingo hemos citado telefónicamente y hemos indicado el horario de vacunación a las personas para evitar la aglomeración, sin embargo, hemos llegado y nos vimos con la sorpresa de ver largas colas a las afueras del centro de vacunación”, sostuvo la galena responsable.

“Agregó: “Para evitar las molestias de los ciudadanos y la exposición de los adultos mayores, hemos decidido formar dos colas: una para las personas con cita programada y la otra para los que están haciendo su fila desde la madrugada. Pido a la población que no es necesario hacer su cola, nadie se va a quedar sin vacuna”.

Una ciudadana mencionó que es una falta de civismo por parte de la población cajamarquina a no respetar su horario programado, asimismo, pidió a las autoridades de salud a organizarse bien, “o se atiende a las personas programadas o se deja que las gente haga lo que se les dé la gana, eso genera desorden y perjudica a nuestros adultos mayores”, avisó.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.