Cumbe Mayo una maravilla en Cajamarca

Visitar Cumbe Mayo es visitar una de las maravillas que la madre naturaleza puso en el suelo de Cajamarca, pues cuando uno se acerca al complejo turístico puede apreciar imponentes rocas con caprichosas figuras con apariencia humana.

El complejo turístico de Cumbe Mayo se ubica a unos 20 kilómetros al sur oeste de la ciudad de Cajamarca, y se encuentra sobre los tres mil metros sobre el nivel del mar, y para llegar hasta la zona toma unos 40 minutos en vehículo y cerca de dos horas caminando, como generalmente lo hacen delegaciones de escolares.

La razón del nombre que se dio al bosque de piedras los “Frailones” se debe a las formas que tienen, pues a lo lejos se puede divisar un grupo de frailes con su respectiva capucha en una larga fila.

Según los estudiosos el nombre de Cumbe Mayo tiene su origen en la voz quechua “Kumpi Mayu” que significa canal de agua bien construido o “Humpi Mayo” cuyo significado es río angosto.

Por ello una de las principales atracciones de Cumbe Mayo es el canal de agua de aproximadamente ocho kilómetros de longitud, tallado en roca viva, que data desde la época precolombina y este canal es considerado como una de las obras de ingeniería hidráulica más grandiosas que se ha podido ver en Cajamarca y el país.

De acuerdo a los testimonios recogidos por parte de los tradicionalistas, se refiere que el canal de agua de Cumbe Mayo cumplía una función mágica para los antiguos pobladores de Cajamarca, pero hay voces de quienes afirman que solo se trata de un canal que llevaba agua a Cajamarca.

Sin embargo, lo que impresiona a los expertos en hidráulica fue el corte perfecto en forma de zig zag, para disminuir la velocidad del agua, y la pregunta que surge a raíz de ello es… cómo un grupo de pobladores que no tenía la tecnología, de hoy en día, puedan construir una obra con tanta perfección y sobre roca viva.

Hace algunos años atrás el diario El Comercio realizó un concurso denominado las sietes maravillas del Perú, donde el complejo turístico de Cumbe Mayo fue escogido como una de las maravillas del país, y desde entonces la afluencia de visitantes ha ido en crecimiento.

Por: Luis Asencio